Pronóstico de Tutiempo.net

Mariana luce una atractiva figura, tonificada y cuidada

La afroboliviana que sigue impactando

Bella. Mariana Pinedo no ganó corona en el Miss Bolivia 2018, pero tiene las puertas abiertas de varios proyectos


10/08/2018

Aún está en nuestra memoria su brillante participación en el último Miss Bolivia, donde se lució con la mejor pasarela del concurso y con uno de los mejores cuerpos. De ello Mariana Pinedo Callaú, srta. Santa Cruz 2018, se siente orgullosa, pues es la afroboliviana que más lejos ha llegado en los certámenes de belleza nacionales.

A pesar de no haber ganado, dice que durante todo el certamen recibió el apoyo de mucha gente que ni siquiera conoce, y se lo agradece.

Cree que su tez morena le favoreció, pues destacaba entre el grupo de candidatas. Y así ha sido a lo largo de su vida.

“A veces nosotros mismos nos hacemos a un lado y nos discriminamos. Siempre estudié, trabajé y realicé mis actividades tranquila, sin sentir siquiera agún tipo de discriminación”, contó Mariana.

En el Miss Bolivia

Para participar en el concurso nacional de belleza dice que se preparó mucho. Vio videos de Miss Venezuela y Miss Universo, y así aprendió sobre pasarela.

Sin embargo, cree que merecía una mejor ubicación en el Miss Bolivia, una corona, por todo lo que hizo en la competencia.

Asegura que es una mujer positiva y que siempre mira para adelante, que el concurso ya pasó, que dio vuelta a la página, no está resentida y que si no ganó una corona es porque Dios así lo dispuso, y lo acepta.

Le gustaría ir a un certamen internacional, le encantaría representar a Bolivia, y sabe que lo hará bien. Promociones Gloria, su agencia, ya le propuso ir a uno, pero no pudo asistir por cuestiones de estudios y laborales. “Deseo llegar a un acuerdo y poder participar en esos eventos, pues sé que es una experiencia inolvidable”, manifestó.

Sus orígenes

Mariana tiene 21 años, proviene de una familia sencilla, trabajadora y todo lo que han conseguido les ha costado mucho, por ello dice que valora lo que tiene.

Actualmente cursa el cuarto semestre de Ingeniería Comercial en la Uagrm y ha empezado a estudiar su segunda carrera, Comunicación Social, en la Udabol, además de inglés en el instituto B&C, gracias a las becas que ganó cuando fue elegida Srta. Santa Cruz 2018.

Ser miss le abrió muchas puertas laborales, oportunidades que aprovecha, pues sabe que algunas no se repiten.

Participó en reality shows. Estuvo en Esto es guerra, en PAT, y en Bailando por un sueño y Juga2, en la Red Uno. En 2016 fue candidata a Azafata EL DEBER.

Lo que viene

Trabajará como azafata en la próxima Feria Exposición, en el stand de Femenina, y ya se encuentra en plena capacitación.

En octubre viajará a La Paz para dictar clases de pasarela y modelaje fotográfico, invitada por la marca de ropa Mamba Negra, de la que ella será su próxima imagen publicitaria.

Cuando participó en el Miss Bolivia presentó un proyecto solidario en el marco del sector Belleza con un propósito, destinado a ayudar a la inclusión social de niños con capacidades diferentes.

Ese proyecto fue aceptado para ser llevado a cabo por el Club de Leones Solidaridad, así que, junto a un grupo de jóvenes, Mariana trabajará para que su propuesta solidaria se haga realidad. Eso la llena de satisfacción, pues hace que su esfuerzo valga la pena, al ayudar a quienes lo necesitan.

Otro proyecto que la ilusiona es el blog sobre moda que dentro de un mes pondrá en marcha.

“Me encanta la ropa, los accesorios y el maquillaje. Sobre ello escribiré en mi blog. Aconsejaré a las chicas a combinar las prendas, para que vean que no es necesario comprarse mucha ropa para estar impecable, y daré algunos trucos de arreglo personal”, explicó.

Se siente privilegiada

Esta bella morena confesó que su corazón tiene dueño. Desde hace un año y medio enamora con Luis Balderrama, que la apoya en todo lo que hace.

También recibe el aliento de su familia, que ha estado a su lado siempre. Mariana se siente privilegiada y está segura de que la vida le seguirá sonriendo. Cree que quien siembra bien, tiene buena cosecha, y ella está en ese camino.