Pronóstico de Tutiempo.net

Osado. Hugo cree que cuando se tiene algo que mostrar, no hay por qué ocultarlo

“No le doy atención a cada perro que ladra”

Él. Hugo Leigue ha encontrado cómo diversificar su vida a sus 33 años. Dice que no está “viejo” para ser modelo. Viaja hoy al Míster Model Worldwide en Nueva Delhi


13/12/2018

Escarbaba. Y, de pronto, en esa caja vieja y empolvada, pilló una foto. Era él cuando tenía 15. Se miró al espejo y comparó el reflejo con la instantánea. Ese chico flacuchento se había esfumado. En realidad, creció. Hoy, Hugo Leigue tiene el ‘cuerpo del deseo’ resumido en sus 1,84 m de altura. Y esos abdominales que puede lucir cuando le dé la gana. No solo es físico. Es más.

La edad

En Caracas estudió Marketing. En Miami probó suerte para trabajar de alguna cosa. En Santa Cruz se encontró a sí mismo. Entró a la agencia de Leo Ville, su cuñado, y este le dijo que allí ejercería su profesión. De eso hace siete años.



Una enamorada lo dejó intranquilo. Y quería mantener ocupado su cerebro para no volver a pensar en ella. Fue un impulso para ingresar al mundo fitness y al modelaje. Se miró, hizo un gesto y pareció decir: “¡Bah! La edad es lo que menos importa”. Y así fue. Giró la tuerca hacia el otro lado y cambió sus hábitos.

Este año llegó a la edad de Cristo (33) y cree en que un número no es un termómetro para decirle a una persona lo que deba o no hacer. “Nada tendría que impedir los sueños”, se repite todos los días. Y si bien el modelaje no estaba en la cabeza de Hugo, se le fue metiendo de a poco.

“¡Cara de viejo!”, “¿por qué no mandan a otro al concurso?”. Eso le escriben en Facebook. Y toma las críticas como un eslabón para crecer. “Lo único que le puedo decir a la gente es: ‘Muchas gracias por estar pendiente de mí’. Así tengás 40 o 45 años, los sueños no tienen edad. No le doy atención a cada perro que ladra, porque debo enfocarme en mis objetivos y metas”, señala.

Será modelo hasta cuando ya no pueda hacerlo más. Eso sí, no volverá a ser míster. Cree que ya es suficiente. Cuatro primaveras pasaron desde que se convirtiera en maniquí y míster model Bolivia. En marzo representó al país en el Míster Model International y fue el mejor atleta. Hoy, cerca de la medianoche, se irá a la India para competir en el Míster Model Worldwide y promete poner dos condimentos, uno de carisma y otro de actitud. Lo otro (cuerpo, confianza y pasarela) lo posee.



La gente le dice que es muy “seco y serio”. Asegura que solo es la apariencia, pero lamentablemente su rostro habla por sí solo. Se inyectó ácido hialurónico para combatir los surcos de la cara y reconoce que ha hecho un tratamiento estético para acabar con las arrugas, la grasa de la piel y otras ‘cosillas’. Pero jamás se intervino quirúrgicamente. Un día de estos se animará a eso.

Mentalidad abierta

No es gay, como dicen los rumores. No llevó una relación homosexual, como también hablan las malas lenguas. Eso sí, es un “hombre con mentalidad abierta”, que apoya la causa LGBT: matrimonio entre personas del mismo género y adopción de bebés.

Este es el traje típico que Hugo mostrará en la India. Fue diseñado por Sixto Nolasco

No cree en el matrimonio, pero le gustaría tener hijos. No se considera famoso y quizás la palabra adecuada sería “conocido en el medio”. Todo eso no lo despeina. Perdió a tres mujeres: su abuela, su tía y su media hermana. A esta última le dieron 10 puñaladas en Madrid. Es por eso que decidió ‘colgar’ unos videos en las redes para hablar sobre la violencia contra la mujer.

En la India estará ocho días. Y mostrará de qué está hecho.





En esta nota