Pronóstico de Tutiempo.net

En su faceta de modelo. Posando para el lente del fotógrafo Reynaldo Soliz

“Cuando uno quiere ayudar se da tiempo, busca la forma de hacerlo”

Solidaria. Estefanía Limpias tiene 23 años y estudia Derecho en la UPSA. Es modelo publicitaria y trabaja como voluntaria desde los 12 años


Hace 6 días

Estefanía Limpias Justiniano tiene 23 años. Cursa el último semestre de Derecho en la UPSA y se destaca como modelo independiente. Sin embargo, su rostro es más conocido en los hospitales y centros de acogida, donde ha demostrado que su belleza exterior es solo el reflejo de la que guarda en su corazón.

Descubrió su vocación de servicio a los 12, mientras acompañaba a su abuelo, Fenelón Justiniano, a realizar sus actividades sociales como presidente del Club de Leones Hamacas y desde entonces decidió adoptar el altruismo como su mejor amigo.

De corazón noble



Fue voluntaria en diversas instituciones de ayuda, entre ellas la fundación Afanic y los hogares Alalay y Teresa de Calcuta, además del centro de rehabilitación Ebenezer. Mientras estudiaba, en el colegio San Lorenzo, también lideró el Comité de Acción Social del establecimiento durante seis años.

“Hacía de todo con tal de ayudar. Sacrificaba mis recreos y mis mesadas para llevárselos a los niños y mujeres. Hasta mis cuadernos y colores una vez los regalé”, recuerda.

“Cada actividad o aporte que hacía, aplacaba mi impotencia de ver a los niños abandonados por sus padres o de los pacientes oncólogos que me decían que su final estaba por llegar. Yo quería aliviarlos y ser parte de sus luchas”, completa.

Solidaria a morir



Ahora que está en la universidad manifiesta que redujo sus visitas a los hospitales y centros de acogida. Sin embargo, afirma que su vocación de ayudar se mantiene intacta. “Cuando uno quiere ayudar se da tiempo, busca la forma de hacerlo. Nunca he dejado de hacer donaciones, porque sé lo importante que es para las instituciones de ayuda cada centavo”, subraya.

Sus planes van más allá. “Quiero crear mi propia fundación a favor de niños en situación de calle y de pacientes con cáncer”, dice la bella trigueña.

Eso sí es modelo publicitaria. Y no pertenece a ninguna agencia. Afirma que le gusta eso. Es bella y solidaria, bien podría ser miss, pero prefiere seguir trabajando en el anonimato.



En esta nota