Pronóstico de Tutiempo.net

Pronto será profesional. Wendy está a un paso de convertirse en comunicadora

Despertó del coma y ahora se dedica a ayudar a los demás

Ella. La futura comunicadora social Wendy Roca, que lucha contra la meningitis bacteriana, abrirá un salón de belleza solidario


Hace 6 días

Hace siete meses, Wendy Roca Hidalgo, de 23 años, tocó el corazón de los cruceños en las redes sociales cuando su familia pidió ayuda para regresarla del coma en el que cayó por una meningitis bacteriana. Toda la ciudad se movilizó y estuvo pendiente de su evolución. Hoy, aún no recuperada del todo, se declara una vencedora y agradece por la segunda oportunidad que le dio la vida emprendiendo proyectos solidarios.

Eligió servir a los demás

El espíritu solidario de la futura comunicadora social y exmaestra de ceremonias de la Gobernación se despertó en 2009, gracias al pedido que tuvo que hacer en una radio local por la salud de una sobrina.

Su paso por los medios

Durante la campaña por su familiar, la radio le ofreció un espacio para trabajar, aludiendo que tenía ‘bonita voz’ y que debía explotarla. Así comenzó su carrera en los medios, primero en Radio Stilo, después en Súper Éxitos 
y luego estuvo durante cinco años en Caliente. Condujo programas musicales, juveniles e informativos.

Ahora Wendy es una apasionada por la radiodifusión y desea volver con un formato que tenga interacción con las redes sociales. Así seguirá brindando ayuda a aquellas personas necesitadas.

Sus proyectos solidarios

Hace años, la vocación de servicio de la joven la llevó a apadrinar a tres niños del hospital Oncológico. “Tenía tres ahijaditos, pero durante el tiempo que estuve internada falleció Javier. Ahora me quedan Esmeralda y Ana, a quienes lastimosamente sus padres los abandonaron cuando fueron diagnosticados con cáncer”, relata.

Otra de sus actividades solidarias es la cena de Nochebuena. La realiza desde el año pasado, con ayuda de su familia. La cita reunió, en la plaza del Estudiante, a 40 niños en situación de calle y a los del Oncológico. Este año pretende duplicar la cantidad de invitados y regalar peluches que ella misma está elaborando desde hace unas semanas.

Usó todos sus ahorros y sacó un préstamo bancario para abrir Wendy Roca Studio, un salón de belleza ubicado en el tercer anillo interno, entre Mutualista y Paraguá # 3.385, y todas las ganancias serán destinadas para ayudar a quien lo necesite.

La morena, de sonrisa encantadora, tuvo que poner en pausa su carrera universitaria por el mal que padece. Llegó hasta el octavo semestre y cuando se sienta mejor la retomará. Mientras, no descansa, cuando puede compra víveres y medicamentos para los desvalidos. Eso llena su alma. Eso la hace sentir con más vida.