Pronóstico de Tutiempo.net

De todas partes La belleza de Bianca, Mariana, Yiwei y Fiorella representa la diversidad racial de Santa Cruz

Santa Cruz es la tierra de hermosas mujeres y diversidad racial

Orgullosas. Una bella criolla, una afroboliviana, una descendiente de asiáticos y una rubia cuentan sobre sus orígenes y cómo ven al departamento


09/09/2018

Bellas por donde se las mire, así son estas cuatro jóvenes cruceñas, que en el mes de Santa Cruz rinden homenaje a nuestra tierra al representar la diversidad racial del departamento más extenso y poblado de Bolivia.

Una de ellas, Bianca Ruiz Áñez, es la típica mujer cruceña, la criolla, de piel morena, pelo negro y largo, ojos oscuros y labios carnosos, y escultural figura.

Otra es Mariana Pinedo Callaú, afrodescendiente, con un hermoso tono de piel canela, amplia sonrisa y de cadencioso caminar.

Yiwei Jiang Escalante ha heredado de su padre asiático sus ojos rasgados, bellos y enigmáticos. Y de cruceña tiene su carácter alegre y extrovertido.

Por su parte, Fiorella Suárez Cerusoli es la rubia del grupo, con cercana ascendencia europea, pero que se siente muy orgullosa de ser camba.

Ellas coinciden en que Santa Cruz es una sociedad incluyente y tolerante, que recibe con los brazos abiertos a los inmigrantes y que la diversidad racial es una de las características de la sociedad cruceña.

Bianca, Mariana, Yiwei y Fiorella participaron en el Miss Santa Cruz 2018 y las cuatro fueron finalistas del certamen.

Cuentan que vivieron una de las mejores experiencias de sus vidas. Y precisamente en dicho concurso se apreció la diversidad racial de Santa Cruz, que también se ve en las calles de la ciudad capital y en sus provincias.

Las cuatro jóvenes opinan que los pueblos que logran vencer las barreras raciales y culturales alcanzan el desarrollo y la felicidad.

Afirman que Santa Cruz es una especie de tierra prometida, adonde la gente viene en busca de mejores días y que consigue alcanzar sus metas, integrándose fácilmente a la sociedad.

Aunque la belleza es subjetiva, estas jóvenes son hermosas. Son las cruceñas del siglo XXI, que estudian y que se preparan para tener un buen futuro. Ellas forman un hermoso mosaico racial que hace grande a Santa Cruz.

Yiwei Jiang | Estudiante de Odontología. Su madre es cruceña y su padre es chino, por ello tiene mucho de camba y de asiática. Expresa que es feliz de ser birracial, pero que las costumbres de Santa Cruz han prevalecido en su vida, aunque confiesa que le encanta la comida oriental. Tiene 25 años y dice que este es un departamento multicultural, que el respeto por lo diferente nos hace más grandes.
Mariana Pinedo | Estudiante de Ingeniería Comercial. Afirma que, en parte, el gran desarrollo cruceño se debe al trabajo de los inmigrantes, como la comunidad afroboliviana, a la que orgullosamente pertenece. Tiene 21 años y cree que esta tierra es bendita, porque aquí viven personas de diferentes orígenes, lo que nos hace una sociedad cosmopolita. Dice que es bello ver cómo la gente de otras partes se adapta a sus tradiciones.
Fiorella Suárez | Estudiante de Comunicación Social. Es descendiente de italianos y españoles, tiene 21 años y se siente orgullosa de pertenecer a una sociedad tolerante, que respeta los orígenes diversos de sus habitantes. Cree que el trabajo de cambas, collas, chapacos y extranjeros ha hecho grande a esta tierra. Afirma que Santa Cruz es el motor del desarrollo nacional, que desde acá se proyecta la nueva Bolivia.
Bianca Ruiz | Estudiante de Relaciones Internacionales. Aunque nació en Santa Cruz de la Sierra, hace 18 años, se crio y su corazón está en la población de Minero, en el norte del departamento. Dice que es una auténtica criolla, camba de pura cepa, de lo que se siente muy orgullosa, y no solo por sus orígenes, sino también porque come majao y locro, y ama la música de banda. “Los cruceños recibimos a todos con los brazos abiertos”.